Javier Soto, cooperativista aurífero del norte de La Paz, denunció el robo de oro que es llevado a Perú por parte de otros cooperativistas, asimismo solicitó la conformación de una comisión para que se investigue el hecho.